Novedades

Día del Trabajador

Fecha de publicación: 01/05/2016
Extensión

Desde el Sanatorio además de que disfrutes este día, queremos cuidarte para que cada jornada en tu lugar de trabajo sea lo más amena y placentera posible. 

 

¡Trabajadora, trabajador, feliz día! Hoy es una fecha muy especial ya que conmemoramos el esfuerzo diario, la entrega y la pasión con que muchas personas llevan a cabo sus tareas, por ellos mismos  por sus familias.

Debido a las diferentes tareas y responsabilidades de cada puesto de trabajo, muchas veces nuestro cuerpo lleva las de perder  debe lidiar con las consecuencias: malas posturas, dolores en la espalda, dolor de cabeza, etc.
Por ello en este primero de Mayo, desde el Sanatorio del Salvador, te dejamos unos tips sobre la postura, para tener una jornada laboral más amena y que te encuentres descansado:

Postura:

  • Deja de lado el estrés. Algunos piensan que no es posible, pero si que lo es. Uno de los principales síntomas de los nervios por el trabajo o los problemas familiares es el dolor de espalda.
  •  Presta atención a tus posturas. Durante el día, es probable que te sientes incorrectamente frente al PC, que levantes objetos del suelo haciendo mucha presión en la espalda, que estés en una silla incómoda en el trabajo, llevas zapatos muy altos o no descansas lo suficiente.
  • Re-educa tu postura: además de sentarte correctamente en tu lugar de trabajo o estudio, o incluso cuando te encuentres viendo la televisión, utilizar una almohada de lumbares es útil para colocarla en la curva natural de tu espalda.
  • Respiraciones profundas: la respiración profunda que se practica durante la relajación/meditación ayuda a aportar alivio a tu espalda y destrenzarla, ya que aumentas y mejoras el aporte de oxígeno a todos tus músculos.

 

 Pautas para levantar correctamente:

  •   Planifica por adelantado lo que queres hacer y no te apresures.
  •  Posicionate cerca del objeto que queres levantar.
  •   Separa tus pies a una distancia del ancho de sus hombros para darte a tí mismo una base sólida de apoyo.
  •  Dobla las rodillas.
  •  Apreta los músculos del estómago.
  •  Levanta con los músculos de las piernas a medida que te pones de pie.
  •  No intentes levantar por tí mismo un objeto que sea demasiado pesado o de un tamaño raro. Pedí ayuda.

Cómo levantar un objeto liviano:

Para levantar un objeto muy liviano desde el piso, como un pedazo de papel, inclínate sobre el objeto, ligeramente dobla una rodilla y extende la otra pierna detrás tuyo. Agárrate de una mesa o silla cercana para apoyarte cuando extiendas la mano al objeto.

Cómo levantar un objeto pesado:

Acercart e al objeto, dobla las rodillas y levanta con los músculos de tus piernas. No dobles la cintura.

Cómo colocar un objeto en un estante:

Si tenes que poner un objeto en un estante, acércate al estante lo más posible. Pone tus pies a una distancia amplia, colocando un pie en frente del otro, para darte una base sólida de apoyo. No te inclines hacia delante y no extiendas totalmente los brazos mientras sostenes el objeto en sus manos.
 

  •  Apoya la espalda cuando estes sentado:

Cuando te sientes, mantene la espalda en una posición normal, ligeramente arqueada. Asegúrate de que tu silla apoye la parte lumbar de la espalda. Mantente la cabeza y hombros erguidos. Asegúrate de que la superficie donde trabajas esté a la altura apropiada para que no tengas que inclinarte hacia delante. Una vez por hora, si es posible, pónete de pie y estírate. Pone tus manos en la parte baja de la espalda y suavemente arquea hacia atrás.