Novedades

Día Mundial del Cancer de Colon

Fecha de publicación: 31/03/2016
Prevención

En la mayoría de los casos, se comienza con un pequeño pólipo en la pared del colon, que aumenta de tamaño, y que puede resolverse satisfactoriamente con las técnicas que existen, pero el mayor inconveniente es que no produce síntomas en las fases iniciales.

Principios para prevenir y curar:


En la mayoría de los casos, se comienza con un pequeño pólipo en la pared del colon, que aumenta de tamaño, y que puede resolverse satisfactoriamente con las técnicas que existen, pero el mayor inconveniente es que no produce síntomas en las fases iníciales. De ahí, que el mejor recurso con el que se cuenta actualmente son las pruebas de cribado que se llevan a cabo en los organismos de salud y que se dirigen a la población de entre 50 y 70 años y aquellas personas de menor edad, pero con antecedentes familiares. Por tanto, a partir de los 50, debes procurar hacerte esta prueba y seguir un control adecuado, dirigido por tu médico.


Asimismo, los especialistas aconsejan prestar atención a cambios en el ritmo intestinal (estreñimiento progresivo, diarrea…), variaciones en el peso, sangre en heces, etc., porque todo esto puede ser indicativo de algún problema de salud.

El cáncer de colon puede pasar mucho tiempo desapercibido. La mayor parte de ellos empieza por una lesión benigna que crece durante unos diez años hasta que se convierte en cáncer, por eso, los especialistas insisten en la importancia de la prevención y de la detección precoz.
Como en muchas otras enfermedades, el estilo de vida inadecuado es un factor de riesgo. Pequeños gestos en nuestra dieta como reducir el consumo de grasas, la carne roja y procesada y aumentar la ingesta de fibra, en forma de frutas y verduras, legumbres y cereales integrales, contribuyen a reducir el riesgo de desarrollar este tipo de tumor. 
Una adecuada alimentación forma parte de lo que los expertos denominan “prevención primaria”. Otras recomendaciones en este sentido son evitar el sobrepeso, el tabaco, el consumo excesivo de bebidas alcohólicas y practicar ejercicio físico de forma regular. 

La Organización Mundial de la Salud (OMS), a través de la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC), difundió un estudio en el que se afirmaba que hay evidencia suficiente de que el consumo de carne procesada, causa cáncer colon, mientras que calificaba a la carne roja como probablemente cancerígena.